Un verdadero ingrediente multiusos, el bicarbonato de sodio es el producto de limpieza estrella. Es el aliado indiscutible del mantenimiento de la casa, biodegradable y económico además. Abrasivos, alcalinos, hidrosolubles… No es casualidad que nuestras abuelas tuvieran este producto de limpieza en sus armarios. Para aquellos que aún no están convencidos de su eficacia como producto de limpieza, descubre todos sus consejos de limpieza y cómo utilizarlo de forma eficaz en las tareas del hogar.

Este polvo blanco unánime se utiliza para desatascar manchas difíciles, eliminar malos olores o incluso desatascar tuberías. Como ingrediente ecológico, se vuelve indispensable y  sustituye a muchos  productos domésticos convencionales que contienen sustancias químicas nocivas para la salud y el medio ambiente.

bicarbonato12

Bicarbonato de sodio utilizado en diversas tareas domésticas. Fuente: Le journaldesfemmes

Estos son los diferentes usos de este producto de limpieza:

Elimina manchas y depósitos de grasa.

  •  en los cubiertos

Con el tiempo, los cubiertos pueden perder su brillo, especialmente si no se secan inmediatamente después del lavado. Entonces pueden aparecer manchas en su superficie. Para remediarlo, mezcla  una taza de bicarbonato de sodio con un poco de agua hasta formar una pasta espesa . Usando una esponja, frota los cubiertos con esta preparación, luego ponlos en una cacerola con agua hirviendo y dos cucharadas de bicarbonato de sodio. Deja actuar el producto y luego limpia los cubiertos con un paño de microfibra.

  • en las sartenes

Los depósitos de grasa son generalmente difíciles de erradicar. Para facilitarte el trabajo, puedes llenar una palangana con agua a la que le agregas una cucharada de bicarbonato de sodio y sumerges todos los utensilios en ella. Otro truco es añadir un poco de este polvo blanco al líquido lavavajillas para potenciar su eficacia y efecto limpiador. Así, elimina más fácilmente los restos de comida. También es posible hervir el agua y el bicarbonato de sodio directamente en la sartén. La mugre saldrá más fácilmente y la suciedad saldrá fácilmente con una esponja áspera.

bicarbonato11 2

El bicarbonato de sodio es el producto imprescindible en casa. Fuente: Bioalaune

Quitar manchas de pintura de los muebles

¡Ha decidido refrescar sus paredes y las manchas de pintura han tocado accidentalmente sus muebles! No entres en pánico, simplemente frota el área manchada con una esponja empapada en bicarbonato de sodio. Dejar actuar el producto unos minutos, luego enjuagar y secar con un paño limpio y seco. Las manchas sucias del sofá también se pueden eliminar siguiendo el mismo proceso.

hornos limpios

El horno clásico o el microondas también recuperarán su brillo gracias al bicarbonato de sodio, sobre todo porque suelen acoger la grasa, la suciedad y la mugre. Si es para el mantenimiento de sus hornos, puede espolvorear este polvo sobre una esponja húmeda y frotar con la superficie a limpiar. Pero si  los hornos o parrillas tienen manchas de grasa , aplica el bicarbonato de sodio directamente sobre la suciedad y agrega una gota de agua seguida de unas gotas de limón. Dejar actuar durante unos minutos antes de frotar y limpiar con un paño de microfibra.

Eliminar malos olores

Los olores deslumbrantes pueden aparecer en cualquier lugar de la casa. La cocina, el baño y todas las estancias de tu hogar pueden desprender malos olores por la cocción de los platos o incluso por problemas con las tuberías. No importa, el bicarbonato de sodio volverá a ser tu salvador.

  • Eliminar los olores del refrigerador

Los alimentos almacenados en el frigorífico pueden desprender olores que no siempre son agradables al olfato. En lugar de utilizar productos químicos agresivos como la lejía como ejemplo, opta por soluciones más saludables y naturales. Ponga un poco de bicarbonato de sodio en un recipiente pequeño que colocará en el refrigerador. Absorbe y neutraliza todos los malos olores.

  • Elimina los malos olores del lavavajillas

Además del detergente para lavavajillas, puede agregar bicarbonato de sodio. Refuerza la eficacia del producto y elimina los malos olores. También puede poner un poco de bicarbonato de sodio en el lavavajillas después de cada lavado para mantener su dispositivo limpio y fragante.

  • Desinfectar alfombras

Además de desinfectar la alfombra, el bicarbonato de sodio ayuda a absorber los malos olores. Todo lo que tienes que hacer es ponerlo en tu bañera y rociarlo con bicarbonato de sodio. Dejar actuar durante la noche. Luego puede aspirar los restos de polvo con la aspiradora y detenerse en esta etapa o continuar limpiando lavando la alfombra con detergente para ropa y agua tibia. Las alfombrillas de coche recibirán el mismo tratamiento.

  • Desodorizar ropa y zapatos.

Si el bicarbonato de sodio, combinado con otros ingredientes como el vinagre blanco o el limón, puede eliminar la suciedad y desodorizar todas las estancias de la casa, también puede  eliminar los malos olores de tu  ropa deportiva o incluso de tus zapatos. En este caso, añade una cucharadita de bicarbonato de sodio al tambor de la lavadora o al cajón del detergente  al enjuagar. El polvo elimina todos los olores persistentes sin necesidad de utilizar un suavizante perfumado. Si además tienes una mancha rebelde en tu prenda, puedes preparar una pasta de este producto, frotar la zona afectada y dejar actuar un rato antes de lavarla como de costumbre.

bicarbonato 3 1

Bicarbonato de sodio para limpiar pisos. Fuente: lecaninol

Limpiar los pisos

Al reemplazar los limpiadores convencionales, el bicarbonato de sodio permite limpiar pisos y todas las superficies a destapar. Simplemente disuelva un vaso de bicarbonato de sodio en un balde de agua y moje un trapeador con esta solución antes de limpiar su piso.

Destapar las tuberías

En la cocina, los desagües a menudo pueden obstruirse con restos de comida y desprender malos olores. Para ello, es fundamental prevenir este inconveniente y limpiar el desagüe periódicamente. Para ello, vierte una mezcla de bicarbonato de sodio y sal en el desagüe y añade 2 litros de agua caliente. Espere unos minutos y luego enjuague con agua limpia. Toda la suciedad y los residuos desaparecerán.

Otros usos cotidianos

El bicarbonato de sodio tiene más de un truco bajo la manga. Se puede utilizar para lavar frutas y verduras y eliminar pesticidas nocivos para la salud o para fermentar la masa del pan o de un pastel. En el contexto de la higiene personal, el polvo no se queda fuera. Puede integrarse en el agua del baño para un efecto relajante o incluso añadirse al pediluvio para un efecto detox.

Lo habrás entendido, el bicarbonato de sodio o bicarbonato de sodio es un auténtico todo-en-uno, ecológico además, para tener siempre a mano y que se puede conservar durante mucho tiempo si se protege del aire y la humedad. Así que en lugar de ignorar su uso, intégralo en tu rutina de limpieza y sabe que solo puedes rentabilizar la compra de este producto tan útil.